¡Eso es todo amigos!

Visitante nº:

10 ene. 2012


La vida, puede ser cruel, horrible, dolorosa, injusta.. Pero si no fuera por la vida, ¿Nuestras experiencias donde se quedarían?. El primer paso, la primera palabra, la primera comida, el día qe te caíste en aquellas vacaciones, ese momento en el que te quedaste sin palabras y empezaste a sonrojarte, ese instante donde tu piel se funde con otra piel, ese te quiero que nunca olvidaras, ese abrazo en el momento justo, ese amigo que te dice que nunca te dejaría y se fue, esa persona que conociste el día menos inesperado y que nunca olvidaras, una mala noticia, una mala experiencia que te hizo aprender, ese familiar qe te hizo daño, esa amiga que sera inseparable… No olvides que hay mucho mas y que si no lo vives tú, ¿Quien lo va a vivir?. No olvides que TÚ eres lo mas importante, cuídate, protegete, se sincero, y ama. Es decir: VIVE.

5 ene. 2012

Dicen que a través de las palabras el dolor se hace más tangible...
Que podemos mirarlo como a una criatura oscura, tanto más ajena a nosotros cuando más cerca la sentimos.

Reírte a carcajadas despeina, hacer el amor despeina, viajar, volar, correr, meterte en el mar..despeina. Quitarte la ropa despeina, besar despeina, cantar hasta que te quedes sin voz también despeina. Bailar hasta que dudes si fue buena idea ponerte tacones altos esa noche te deja irreconocible. Asi que, deja que la vida te despeine, lo peor que te puede pasar es que sonriendo frente al espejo, te tengas que volver a peinar.



Y  esto pasa... suele pasar siempre...


Nos reímos. Y seguimos riéndonos así. Hablando sin saber muy bien de qué ni por qué. Después decidimos colgar, prometiendo que nos llamaremos mañana. Es una promesa inútil: lo hubiéramos hecho de todos modos. Cuando pierdes tiempo al teléfono, cuando los minutos pasan sin que te des cuenta, cuando las palabras no tienen sentido, cuando piensas que si alguien te escuchara creería que estás loca, cuando ninguno de los dos tiene ganas de colgar, cuando después de que él ha colgado, compruebas que lo haya hecho de verdad, entonces estás perdida. O mejor dicho, estás enamorada, lo que, en realidad, es un poco de lo mismo…
Te quiero, puede que no lo demuestre mucho, pero aunque no lo parezca o no me creas, te aseguro que te quiero, no hago otra cosa mas que quererte, que te quiero más que a nada. Y aunque mis labios no te digan lo mucho que te quiero, mi corazón lo repite tantas veces como yo respiro. Me creas o no, yo siempre sabré que es verdad, y que duermo cada noche tranquila porque sé que mañana podré ver tu sonrisa y pensaré: gracias a esa sonrisa nace la mía… Si esa sonrisa se aleja de mí yo no podré seguir, porque es tu felicidad la que me hace seguir cada dia aquí, la que me hace sonreír como una tonta, la que hace que se me acelere el corazón cada vez que te veo, la que hace que tiemble cuando me hablas, la que hace que me sienta como una inocente niña enamorada, pero sobretodo, esa sonrisa es la que hace mi FELICIDAD. Porfavor, que tu sonrisa no desaparezca, porque si lo hace se llevará la mía con ella, te quiero, no me faltes nunca.


Hoy me he dado cuenta que...

Con el tiempo comprendí que amar no es tan solo rozar unos labios, acariciar una piel o decir simplemente “te quiero”. Entendi que el amor no tenía formas sinuosas ni estaba compuesto de materia orgánica, que los príncipes azules ivan en baqueros y chupas de cuero y las princesas con minifalda y tacón y que por descontado, no existen los cuentos de hadas. Entendí también que son mejores los amaneceres compartidos, las cenas de dos y los verbos conjugados en plural. Que las discusiones no son más que las escusas para una reconciliación en toda regla y que los inviernos son mucho menos fríos en una cama compartida. Comprendí que el mejor bálsamo para las resacas son sus brazos, su cariño y comprensión y que es mejor tener los labios agrietados por los besos que por otra cosa. Entendí que los celos son solo síntomas de amor y que la confianza son los pilares principales. Comprendí que las estrellas brillan más y mejor si las miran dos, que las lágrimas son solo el miedo a perder lo que tanto se desea, que la ternura siempre es uno de los mejores ingredientes…



Normalmente sentimos la necesidad de hablar sobre nuestros problemas o situaciones con alguien, la necesidad de desahogarnos por momentos. De que alguien nos entienda, nos comprenda. El llegar y empezar a hablar sin ningún tipo de reparo de todo lo que ha pasado en el día, de todo lo que nos hace o nos hizo daño, sin miedo a que después se vuelva en nuestra contra. Pero no solo tenemos esa necesidad cuando nos encontramos mal o frustrados, también la sentimos por simple felicidad, por ilusiones. Y así fue, un día completamente feliz y en lo único que pensaba, lo que más me hacía ilusión, era llegar para poder contártelo. En ese momento, me dí cuenta de que te quería.

4 ene. 2012

Maravilloso es soñar contigo cada noche y ver tu sonrisa al despertar. Maravilloso es sentir tus brazos apretándome contra tu pecho. Maravilloso es saber que siempre estarás ahí en los buenos y malos momentos. Maravilloso es poder ser quien soy a tu lado, sin miedo a que me juzgues.


A veces, las personas lloran... no porque sean débiles, sino porque llevan mucho tiempo siendo fuertes.